La simpática, talentosa y hermosa Emilia Clarke vistió un vestido de Maison Valentino, en el que confesó se inspiró en Jennifer López para lucirlo.

Lo que salió a reducir fue su tatuaje que destacó gracias al escote del vestido, una cabra muy discreta lució.

Perfecta y muy elegante la reina de los dragones robó los flashes.